| Inicio | Contactar |  
 
Introducción .01
Acciones del Programa Opea .02
Carta de Presentación .03
Entrevista .04
Curriculum .05
Empleo .06
Directorio de Empresas .07
Autoempleo .08
Tipos de Contratos .09
Protección por Desempleo .10
Formación .11
Acceso Usuarios  
 
 
04. La Entrevista de trabajo
<< volver
04.4. Tener éxito en una entrevista.

 


ALGUNOS CONSEJOS PARA LA PREPARACIÓN DE LA ENTREVISTA.


La entrevista supone, para determinadas personas demandantes de empleo que acuden a ella una situación verdaderamente angustiante. Otras, por el contrario, la perciben como una situación de trámite. La entrevista no debería entenderse bajo ninguna de las dos opciones anteriores, sino que es aconsejable realizar una preparación previa, con objetividad. Podemos simular una entrevista con alguien de confianza, la cual nos puede criticar positivamente las respuestas. Podríamos ensayar la forma de presentarnos, de dar la mano, las respuestas y preguntas que podemos hacer.


Debe entenderse que la entrevista es un medio del que dispone el empleador para conocer a la persona entrevistada, por lo cual será conveniente ofrecer una imagen correcta y adecuada de uno mismo. Aspectos considerados básicos en la preparación de una entrevista serían mostrar cordialidad natural y cuidar la imagen que damos, como por ejemplo, la ropa, la higiene, las actitudes, etc.


BUSCA INFORMACION DE LA EMPRESA.


Resulta de gran ayuda que nos informemos sobre las características de la entidad a la que vamos a ir para ser entrevistados. Intentaremos obtener toda la información al respecto de dicha empresa que esté a nuestro alcance, como por ejemplo visitar su página Web, si la tiene, e interesarnos por la filosofía de empresa que tienen, modo de trabajar, ver el organigrama en el que nos vamos a insertar, etc. Además de utilizar Internet, también podemos conseguir información de la empresa por la prensa, revistas especializadas, directorios de empresas, conocidos que trabajen o hayan trabajado en esa empresa o en empresas del sector. También se puede hablar con alguien de la empresa, si tenemos la posibilidad. Analizaremos toda esta información y luego la utilizaremos en la entrevista.


PREGUNTAS QUE PODEMOS HACER AL ENTREVISTADOR/A.


A lo largo de la entrevista te pueden invitar a que tú les preguntes algo, no es una buena idea responder: “no gracias, no tengo nada que preguntar”, así que ésta es tu oportunidad de demostrar que te interesa el trabajo y de esta manera  tus preguntas te permitirán diferenciarte de otros candidatos. Las preguntas deben tratar temas de la empresa o del puesto de trabajo, como por ejemplo;


En su página Web, afirman que los objetivos de la empresa son… ¿Supone esto que…?, Su Directora de Marketing declaraba recientemente… ¿Cómo afectará…? ¿Qué repercusión tendrá en el trabajo de este departamento la reciente apertura de la empresa a los mercados asiáticos? ¿Tendré acceso, desde mi posición, a los planes de formación de la empresa? ¿Cuánto tiempo lleva este puesto vacante? ¿Cuáles son las principales responsabilidades del puesto? ¿Cuántas personas trabajan en el departamento? ¿Quién sería mi responsable jerárquico? ¿Cuántos años lleva en la empresa?.


Con esta actitud estás demostrando: interés por la empresa, tu capacidad de aceptar críticas, tu interés por aprender y mejorar… (todas ellas son señales positivas para la empresa).


 


 


 




Imagen